Solía ser simple … imprimir algunos volantes, colgar algunas mantas y además no había tanta competencia. Maximizar el uso de pupitres cada ciclo escolar, se ha vuelto más complicado. Con más de 40,000 escuelas particulares registradas ante la SEP, y nuevos canales para promocionar las escuelas, el marketing ha ido de simple a más complicado.

Muchas escuelas que en antaño no batallaban para adquirir y retener alumnos, ven esa ventaja evaporarse. Así que te pregunto: ¿Qué es lo que haces para dar a conocer tu escuela? Y ¿En donde estás enfocando tus esfuerzos de marketing?

Voy a compartir contigo 3 cosas que puedes hacer empezando hoy mismo. ¡Una de ellas inclusive te ahorrará dinero!

  1. Evalúa y optimiza tu sitio web: Hace algunos ayeres, la manera en que padres de familia obtenían información acerca de tu escuela era a través de una visita a la misma, donde había contacto personal, etc. Las nuevas generaciones de padres de familia son distintas. Si pueden dar un tour de 5 diferentes escuelas en un mismo día, desde la comodidad de sus pijamas, en camita, sin tener que batallar con tráfico, etc. y además hacerlo a la hora que les pegue la gana … ¡Lo van a hacer! Asegúrate que tu sitio web representa por lo menos de manera “decorosa” a tu escuela. A todos nos encanta ver fotos, no nos gusta leer mucho (así que ahórrate los textos largos), y si hay video mucho mejor.  Asegúrate que la experiencia del usuario al visitar tu sitio web sea placentera. Tu sitio tiene que ser responsivo – osea que se adapte a la pantalla del dispositivo (teléfono, tablet, laptop, etc.) – no sólo va a agradar más a los usuarios, pero buscadores como Google y Bing penalizan a sitios que no son responsivos. Agrega contenido relevante a tu sitio web, además de un sitio responsivo, el otro parámetro que buscadores toman en cuenta para calificar un sitio web es el contenido. Este tiene que ser relevante, original, y reciente. Así que no copies y pegues de otros lados, y siempre ofrece contenido fresco en tu sección de noticias, blog, etc. Una vez que hayas optimizado tu sitio web, comparte el contenido del mismo en redes sociales (Facebook, Twitter, Instagram, etc.) y a través de correo electrónico y repite esta fórmula. Toma tiempo y paciencia, pero al pasar el tiempo construirás una audiencia, reputación en línea, los buscadores te rankearán mejor orgánicamente y lo más importante es que tu sitio web estará llena de información relevante para padres de familia que buscan escuela para sus hijos. Para aprender cómo te podemos ayudar a evaluar e inclusive construir un sitio web para tu escuela da click aquí.
  2. Desarrolla un plan de redes sociales: Después de que tengas tu sitio web en orden, necesitas una estrategia de cómo compartir ese contenido y crear contenido adicional para que tus cuentas de redes sociales siempre estén activas. Necesitas pensar en cosas como el perfil de tu audiencia (padres jóvenes, que trabajan, ó alumnos de universidad, etc.). También trata de ponerte en los zapatos de tu audiencia. Si tu eres como yo, andas corriendo todo el día, y cuando tienes un momentito checas tu redes sociales. En esas ocasiones no tienes tiempo de leer algo largo (como este artículo). En otras ocasiones cuando estás en frente de tu escritorio o con más calma en casa, le das prioridad a posts que requieren más tiempo (¡Como este artículo!). Postea contenido diario para ambas ocasiones. ¿Cuanto tiempo tienes que dedicar a las redes sociales? Eso lo decides tú, pero asegurate de ser consistente. Concéntrate en contenido “evergreen” o “siempre verde”, lo que significa que no caduca, siempre es relevante sin importar el día del año, v.gr. “5 tips para organizar tu espacio de estudio” vs. “3 tips para estudiar el día de muertos”. El último es de utilidad, pero si no tienes mucho tiempo para postear y crear contenido, siempre elige los posts “evergreen”. Si necesitas ayuda con la creación de contenido, dale click aquí para aprender cómo te podemos ayudar. 
  3. Limita drásticamente tu publicidad impresa: Espero no te haya dado un ataque de pánico al haber leído el encabezado de este inciso. Imprimir cosas puede llegar a ser muy caro, y cada vez es más ineficiente. Es difícil poder cuantificar el éxito de este tipo de estrategias (analíticos) y cada vez son más los negocios en general que imprimen menos … y ¿Adivina qué? ¡Les va de maravilla! Te explico por qué: Muchos negocios, incluidas escuelas, han reasignado su presupuesto a marketing digital y lo enfocan a audiencias donde saben que tendrán más éxito (geográficamente, status social, etc.).

El marketing para escuelas particulares cada vez se vuelve más sofisticado, pero eso no implica que sea difícil, más caro, o menos eficiente. Al contrario, una vez que tengas una estrategia de marketing establecida, es fácil de usar, con muchos métricos para que midas su efectividad y a costos similares a lo que gastas ahora.

Espero este artículo sea de tu ayuda, y no dudes en dejar un comentario si tienes alguna duda o deseas que clarifique algo.

¡Muchas gracias y hasta la próxima!

Share This